Aún Conduciendo Con Niños en el Vehículo, La Mitad de Los Conductores Usan Su Celular

La incidencia de accidentes letales vehiculares en Estados Unidos está, desafortunadamente, creciendo últimamente. Aunque los accidentes vehiculares son menos comunes hoy que antes, el hecho de que haya una variedad de vehículos en la calle, incluyendo camiones, camionetas y carros pequeños, hace que el riesgo de que un accidente sea letal es más alto que nunca.

Los vehículos de pasajeros más nuevos tienen varias características para asegurarse de que, en caso de un accidente, el conductor y los pasajeros no salgan heridos y puedan sobrevivir tal accidente. La tecnología como la advertencia de colisión frontal o de cambio de carril, así como el frenado automático de emergencia, pueden evitar accidentes vehiculares, mientras que las bolsas de aire pueden salvarle la vida a una persona involucrada en un accidente. Aunque algunas de las características de seguridad pueden ser encontradas en los carros de pasajeros, estas no están instaladas en los camiones u otros vehículos de carga.

La causa más común de los accidentes vehiculares es el conducir mientras está distraído

Aún con todos estos avances tecnológicos una de las causas más comunes de los accidentes es el conducir mientras se está distraído. Un estudio de la Universidad de Pensilvania encontró que la mitad de los padres de niños entre 4 y 10 años usan su celular cuando están conduciendo y los hijos están en el automóvil con ellos. Uno entre cada tres conductores responde a mensajes de texto mientras está conduciendo.

El conducir distraído es responsable de uno de cada cuatro accidentes vehiculares en los Estados Unidos

Esto no significa solamente usar el celular para enviar y contestar a mensajes de texto, sino también hablar por el dispositivo de manos-libres o usar su teléfono celular para tomar fotos o videos, ver su correo electrónico, así como acceder a la red.

El estudio tomó una muestra de 760 adultos en 47 estados. Los resultados mostraron que el 52.2% de personas en el estudio habían hablado por el manos libres mientras llevan un niño pequeño en el automóvil, mientras que el 47% había usado el celular sin el manos libres. El 26.7% de padres o guardianes había enviado mensajes de texto cuando estaba conduciendo, y el 33.7% había leído mensajes de texto cuando estaba conduciendo con niños pequeños en el carro.

El estudio también analizó los comportamientos arriesgados de los padres o cuidadores cuando estos comportamientos estaban asociados con la conducción. Estos incluían no usar el cinturón y conducir bajo la influencia de las drogas o el alcohol (con o sin niños en el automóvil.) Los investigadores encontraron una correlación directa entre un historial de conducción bajo la influencia del alcohol, así como una probabilidad más alta de que estas personas usaran el celular de cualquier forma cuando estaban conduciendo con niños en el automóvil. Todos los comportamientos de conducción arriesgados relacionados con el uso del teléfono celular–aparte de hablar con el manos libre, lo cual no estaba relacionado–aumentaban si el padre o cuidador no siempre usaba el cinturón de seguridad cuando conducía con los niños en el automóvil, lo cual es otra conducta irresponsable durante la conducción.